¡Ay!

Lo siento mucho.

¡No!  Esta vez no has elegido la respuesta correcta.

¡Seguimos adelante!